Invitación a la celebración del 25 Aniversario del Alzamiento Zapatista y a un Encuentro de Redes


Invitación a la celebración del 25 Aniversario del Alzamiento Zapatista
 y a un Encuentro de Redes
EJÉRCITO ZAPATISTA DE LIBERACIÓN NACIONAL.
MÉXICO.
17 de noviembre del 2018.
A l@s individu@s, grupos, colectivos y organizaciones de las Redes de Apoyo al CIG:
A las Redes de Resistencia y Rebeldía o como se llamen:
A la Sexta Nacional e Internacional:
Considerando que:
  Es madrugada.
Considerando que:
  Hace frío.
Considerando que:
  En esa bisagra del tiempo, donde no es día ni noche, ni dentro ni fuera, ni sombra ni luz, usted se descubre sin sueño, en esa incómoda vigilia que le hace vulnerable a los recuerdos, la memoria punzante de lo hecho y lo deshecho, la larga cuenta de las omisiones, la breve de lo realizado.
Considerando que
  Usted se pregunta, no sin razón, a qué viene todo eso…
  Porque usted está todavía tratando de asimilar ese “Todo es imposible la víspera”, que escucha-lee en ese desconcertante nano-mini-micro metraje del autodenominado “cine para leer”.  Un filme (?) 30 años enlatado (literal: en una lata de sardinas) y presentado en aquel cine imposible, signado por un igualmente desconcertante escarabajo con ínfulas de andante caballero, y cuyo título (de la película, se entiende): “La 69 ley de la dialéctica” tampoco es muy racional.  Una película sin imagen ni sonido, y compuesta por una sola frase.  Dejando todo el peso a la imaginación de quien atiende a su ¿proyección?
  En fin, todo parece absurdo aquí… ¿aquí?, ¿dónde diablos está?  Pero tampoco tiene mucho tiempo para ubicarse, porque le apuran:
  “Vamos pues”, le dice la niña.
  Usted piensa que ya puede esperar cualquier cosa… pero al fin salen de la absurda sala de ese cine imposible, siempre de la mano de la niña.  Aunque ahora le rodea a usted una banda de infantes donde, es evidente, son mayoría las féminas, con sus naguas y blusas de colores, sus prensa-pelo inútiles en esos cabellos desordenados.
  Empiezan a caminar remontando el declive natural de la montaña.
  Piedras, algo de lodo, la niebla, el camino, siempre el camino.
  Usted ahora intuye que, desde el pie del muro apenas manchado por carteles y grafitis desgastados, ha recorrido una especie de espiral.  Como si el sendero trazado le llevara hacia dentro de un caracol… o hacia afuera.  Cada paso una estación.  Lo mismo la falsa felicidad de la feliz familia feliz, que la simulación de la Gran Final, que la provocación de la pantalla como un puente imposible.
  Y el muro omnipresente, indestructible, incuestionable, insistiéndole en que está prohibido pensar.  Que todo está hecho ya.  Que sólo le queda acomodarse como sea y en donde pueda.  Que la eternidad es eso, eterna.  El presente cambia, pero su lógica frívola y superficial permanece.  Es imposible otra cosa.  Es más, es imposible que usted piense, imagine, sueñe, que no es imposible otra cosa.
  Caminan.  Usted hace memoria:
  La niña preguntó si lloran las películas que nadie mira, que no es sino otra forma de preguntar por los dolores y las rabias ignorados –el muro imponiendo la ceguera y la sordera hacia lo otro-.  ¿A quién se le ocurre preguntar eso?  Sí, eso y otras cosas.  Por ejemplo, cuestionar la existencia del muro.  El muro.  Ahora usted lo mira con atención.  Tan alto como alcanza su vista o su larga vistas.   Tan extenso que ni vale la pena medirlo, -¿para qué?-.  Su sólida construcción.  Su apariencia impecable… bueno, no tanto…
 Tomando un poco de distancia, el muro se llena tanto de grafitis como de grietas. Las más de las veces sin que se puedan diferenciar unas de otros.  Como si la solidez del muro dependiera de la vista corta.  Porque para poder leer esa gran pinta que le hiere la rugosa fachada, hay que tomar suficiente distancia.
  “Aunque el camino será largo…  aquí seguiremos”, le dice la niña que dice la pinta en el muro que no dice nada, mudo, resignado a que los sucesivos administradores manden cuadrillas de trabajadores contra ese grafiti para borrarlo, taparlo, silenciarlo, exterminarlo.
  “No la había visto”, se disculpa usted.
  “De por sí, todavía”, le responde la niña, y agrega: “pero aquí seguiremos”.
  ¿Qué tanta distancia se necesita para mirar eso?  Usted cree que sólo lo pensó, pero la niña le responde:  “Lejos”.
  ¿Pero cómo cuánto?, insiste usted.
  “Como más de 500 años”, le dice la niña sonriendo con malicia.
  Y como no queriendo, un rap acompasa los pasos de esa pandilla de infantes que le acompaña:
Llegamos de tan lejos
En todos sentidos, tan lejos
En silencio llevamos una fuerza
Tan lejos, cada uno tiene la carga de su camino.
Cantando la luz en las ruinas de un mundo quemado. (*)
  Ese sonido, ¿viene de dentro o de fuera?  ¿Es ésa la banda sonora de éste su viaje anacrónico, absurdo, irremediable?
-*-
  Ahora usted, un poco por vergüenza y un mucho por curiosidad, pone más atención a esos grafitis.
  Uno allá, se ve que de factura reciente, señala, con letras compactas y apresuradas:
 “Lecciones elementales de Economía Política:
Uno.- El capital no sabe leer, no atiende a las redes sociales, la prensa, las encuestas, los votos, las consultas, los videos, los programas de gobierno, las buenas o malas intenciones, las lecciones de moral, las leyes, la razón.  El capital sólo sabe sumar, restar, multiplicar, dividir, calcular porcentajes, tasas de interés, probabilidades.
Dos.- El capital sólo atiende a la ganancia, la mayor y la más rápida.  Como los depredadores, el capital tiene buen olfato para la sangre y la destrucción, porque significan paga, mucha paga.  La guerra es un negocio, el mejor.
Tres.- El capital tiene sus propios jueces, policías y ejecutores.  En el mundo del muro esos inquisidores se llaman “mercados”.
Cuatro.- Los mercados son los sabuesos del gran cazador: el capital.  En el mundo del muro, el capital es dios y los mercados sus apóstoles.  Sus feligreses son las policías, los ejércitos, las cárceles, las fosas comunes, el limbo de las desapariciones forzadas.
Cinco.- Al capital no se le doma, educa, reforma, somete.  Se le obedece… o se le destruye.
Seis.- Ergo, lo que este mundo necesita son herejes, brujas escarlatas, magos, hechiceras.  Con la pesada carga de su pecado original, la rebeldía, el muro será destruido.
Siete.- Aún así, seguirá pendiente lo que sigue: si, como sucesor, se levanta otro muro; o si, en su lugar, se abrirán las puertas y ventanas, los puentes que el mundo necesita y merece.”
  Siguen los grafitis, las grietas, y ese continuo sube y baja por lomas, valles, quebradas.  El caracol retrayéndose hacia su centro.  Poblados, pequeños, más pequeños, unas cuantas casas asomándose a la carretera.
  Un letrero advierte: “Está usted en territorio zapatista.  Aquí el pueblo manda y el gobierno obedece”.
  Y usted se pregunta:
  ¿Qué es lo que mantiene viva a esta gente si ha tenido, y tiene, todo en contra?  ¿No son acaso los eternos perdedores, los que yacen mientras otros levantan sus gobiernos, sus museos, sus estatuas, sus “triunfos históricos”?  ¿No son los damnificados de todas las catástrofes, la carne de cañón de todas las revoluciones que se hacen para “salvarlos” de sí mismos? ¿Los extranjeros en la tierra que les vio nacer?  ¿El objeto de burlas, desprecios, limosnas, caridades, programas de gobierno, proyectos “sustentables”, directrices, proclamas y programas revolucionarios?  ¿No son los analfabetos irremediables a los que hay que educar, dirigir, ordenar, mandar, sojuzgar, doblegar, dominar, c-i-v-i-l-i-z-a-r?
  ¿Por qué no obedecen cuando se les dice lo que deben decir y cómo decirlo; lo que deben mirar y cómo; lo que deben pensar y no; lo que deben ser y dejar de ser?
  ¿Y por qué no bajan la mirada frente a todas esas amenazas –las que les prometen aniquilación o salvación, es lo mismo-?
  ¿Y por qué sonríen?
  ¿Y por qué a usted le ponen, de guía, a una banda de infantes indígenas?
  ¿Y a dónde le llevan ahora, después de este viaje tortuoso a lo largo del muro? ¿Le llevan a lo que hizo posible esas risas infantiles, es decir, esas vidas?  Unas letras responden: “Y miren lo que son las cosas, para que nos vieran, nos tapamos el rostro; para que nos nombraran, nos negamos el nombre; apostamos el presente para tener futuro; y para vivir… morimos”.
  ¿Qué es lo que construyen aquí?
  ¿Dónde está la desazón, la angustia, la derrota, la amargura de saberse inferiores?
  ¿Y por qué esa obsesión por la tierra, por defenderla, por cuidarla, por guardarla?
  ¿Y por qué los bailes, la bulla, la música, los colores, el ir y venir de miradas, ese empeño en las ciencias y las artes, esos modos y ni modos?
  ¿No se dan cuenta de que perdieron?
  Un momento, ¿perdieron?  ¿Quiénes?  No esta gente, es claro.
  “Aquí seguiremos”, ratifica el grafiti que la realidad araña en el muro.

-*-
  Y aquí está usted, con un pie en una realidad y el otro en otra, -la que se levanta en las montañas del sureste mexicano con la inquietante bandera de la libertad-.
  La que construyen estas personas tan pequeñas, tan normales, tan gente, tan como cualquier otro, otra, otroa.
  Tan sin precio y tan invaluables.
  “Comunidades zapatistas” se llaman, se autodenominan, se saben.
  Y entonces, sin darse apenas cuenta, está usted frente a un letrero que parece viejo, o nuevo, o sin tiempo:
Bienvenid@s a La Realidad.
-*-
  Considerando lo anteriormente expuesto (es decir, durante los últimos 25 años), se invita a la Sexta Nacional e Internacional, al Congreso Nacional Indígena, al Concejo Indígena de Gobierno, y a quienes apoyaron, apoyan y apoyarán al CNI y al CIG, a:
Primero.- Un Encuentro de Redes de Resistencia y Rebeldía, de Apoyo al CIG, o como se llamen.  A realizarse en el Centro “Huellas de Memoria. Subcomandante Insurgente Pedro cumplió”, (en tierra recuperada en las inmediaciones del poblado Guadalupe Tepeyac, MAREZ San Pedro de Michoacán”) a celebrarse los días del 26 al 30 de diciembre de este año del 2018, con el siguiente temario:
.- Resultado de la consulta interna derivada del encuentro del mes de agosto 2018.
.- Análisis y valoración de la situación actual de sus mundos.
.- ¿Qué sigue?
Llegada y registro. 26 diciembre de 2018.
Mesas de análisis y discusión. 27, 28 y 29 diciembre 2018.
Clausura: 30 diciembre 2018.
El correo para el registro como participante en el encuentro es:
redesdic18@enlacezapatista.org.mx
Segundo.- La celebración del 25 aniversario del inicio de la guerra contra el olvido: 31 de diciembre del 2018 y 1 de enero del 2019, en La Realidad zapatista, sede del caracol “Madre de los caracoles del mar de nuestro sueños”, zona Selva Fronteriza.
El correo para registrarse como asistente a la celebración del 25 aniversario del alzamiento zapatista es:
aniversario25@enlacezapatista.org.mx
  Les esperamos, porque, aunque el camino será largo, aquí seguiremos.
Desde las montañas del Sureste Mexicano.

        Subcomandante Insurgente Moisés.                      Subcomandante Insurgente Galeano.
México, a 17 días del mes de noviembre del año 2018.
(*) Keny Arkana. “Lejos”, en L’esquisse 3.


Festival de cine “Puy ta Cuxlejaltic”. Programa General.

Comisión Sexta del EZLN.
México.

Octubre del 2018.

Programa de exhibiciones en el festival de cine “Puy ta Cuxlejaltic”

Atención: Por causas de fuerza menor, las fechas de este primer festival se extienden hasta el 9 de noviembre inclusive.

Se exhibirán los siguientes filmes (en su categoría respectiva):

Categoría Ah, ¿te cae?
Sección Especial: “Una colonia ciudadana en las montañas del sureste mexicano”.

Roma. Dirección: Alfonso Cuarón.



Categoría Caer y levantarse:

Bayoneta. Dirección: Kyzza Terrazas.

Rudo y Cursi.  Dirección: Carlos Cuarón.

Batallas Íntimas.  Dirección: Lucía Gajá.

No les pedimos un viaje a la luna.  Dirección: María del Carmen de Lara.



Categoría Soñar la Realidad:

Érase una vez. Dirección: Juan Carlos Rulfo.

Ana y Bruno. Dirección: Carlos Carrera.

Tobías.  Dirección: Francisca D´Acosta y Ramiro E. Pedraza.

Carrizos.  Dirección: Dinazar Urbina.

Niños Héroes.  Dirección: Itzel Martínez.

El Laberinto del Fauno.  Dirección: Guillermo del Toro.

El Patio de mi casa.  Dirección: Carlos Hagerman.

Future PastFin de, Coapan sin tiempo Carnaval. Dirección: Federico Cuatlacuatl.

Aquí sigo.  Dirección: Lorenzo Hagerman.

El sonar de las olasDirección: Vanessa Ortega C.

Amor, nuestra prisión.  Dirección: Carolina Corral.



Sección Especial: Correspondencia Infantil.

Niñ@s del llano encantado. Colectivo Ojo de Agua Comunicación.

Saludos desde San Juan Evangelista Analco La Caléndula Audiovisual y Ojo de Agua Comunicación.

Ololetic Ya Vits Tan.  Dirección: María Sojob.

Video carta desde Chicahuaxtla.  Colectivo Ojo de Agua.



Categoría La tormenta:

No sucumbió la eternidad. Dirección: Daniela Rea.

Hasta los dientes. Dirección: Alberto Arnaut.

Artemio.  Dirección: Sandra Luz.

Rush Hour.  Dirección: Luciana Kaplan.

Tierra de Impunidad.  Dirección: Diego Osorno y Luciano Gorriti.

La Tempestad.  Dirección: Tatiana Huezo.

Silvestre.  Dirección: Santiago Mohar Volkow.

Los reyes del pueblo que no existeBetzabé García.

Los débiles.  Dirección: Raúl Rico y Eduardo Giralt.

El futuro en nuestras manos.  Dirección: Sara Oliveros.



Categoría El Ayer, Hoy:

Reed, México Insurgente (restaurado).  Dirección: Paul Leduc.

El Grito (restaurado).  Dirección: Leobardo López Aretche.

Diarios en Motocicleta.  Dirección: Walter Salles.



Categoría Resistencia y Rebeldía:

Juban Wajin.  Colectivo Tlachinollan y La Sandía Digital.

El secreto de la belleza. Dirección: Néstor Jiménez.

El Desafío Indígena.  Dirección: Inti Cordera.

El Maíz en Tiempos de Guerra.  Dirección: Alberto Cortés.

Del Oriente / Laboratorio Experimental de Cine.  Faro Oriente y Faro Aragón.

Cherán. Tila y Ostula.  SubVersiones.

Yoo´oram luturia y Comcaac quih yaza quih iicp cöismatoomlam quih.
La Marabunta Filmadora. Yoemem * Comcaac * Raramuri.

La Tercera Raíz.  Dirección: Camilo Nu.

Los hijos del jaguar.  Dirección: Eriberto Benedicto Gualinga Montalvo.

La Antigua: Sangre que nutre.  Espora Kolectivo.

La Frágil Armada.  Dirección: Jacques Kebadian y Joani Hocquenghem.

Los rebeldes.  Dirección: Jacques Kebadian y Michel Andrieux.

Petites historias das criancas.  Dirección: Gabriele Salvadores. Guido Lazzarini, Fabio Scamoni.

Slikebal: el comienzo.  Dirección: Bernardino López.


Sección Especial: Ixmucané.

500 años.  Dirección: Pamela Yates.

Mujer. Se va la vida compañera.  Dirección: Mariana Rivera.

KoltavanejDirección: Concepción Suárez.

Mujeres que Luchan.  Koman Ilel.

La Candidata Imposible. Dirección: Rodrigo Hernández y Elpida Nikou.

GiraVideoastas de la Frontera Sur.

Las mujeres que luchan.  Dirección: Rocío Martínez Ts´ujul.

Hilo de la memoria.  Dirección: Mariana Rivera.

Semillas de Guamuchil.  Dirección: Carolina Corral.



Categoría Canta, Teje, Baila, Juega, Cuenta esa memoria:

A morir a los desiertos. Dirección: Marta Ferrer.

Nuestra música.  Dirección: Humberto Gómez Pérez.

Inocencia y Latzi Duu.  Campamento Audiovisual Itinerante.

La Comunidad del Oído Atento. Dirección: Gabriela Domínguez Ruvalcaba.

Oscar Chávez, Chiapas.  Dirección: Modesto López.



Categoría Mientras tanto, allá arriba…:

Sección Especial: La Cuarta Transformación… de una película.
 El secretario: Sonría, señor Licenciado, ya le traje su nueva chaqueta y es un PRIMOR.
 El señor licenciado: ¿Y ahora cuál color toca?

La Ley de Herodes.  Dirección: Luis Estrada.

Un mundo maravilloso.  Dirección: Luis Estrada.

El Infierno.  Dirección: Luis Estrada.

La Dictadura Perfecta.  Dirección: Luis Estrada.


Sección Especial: L@s Ric@s también deben.

Las Niñas Bien.  Dirección: Alejandra Márquez.


Sección Especial: Ladrón que roba a Ladrón.

La piedra ausente.  Dirección: Sandra Rozental y Jesse Lerner.

Museo.  Dirección: Alonso Ruizpalacios.



Categoría: Ni perdón, ni olvido.

Sección Especial: Una herida llamada Ayotzinapa.

El paso de la Tortuga.  Dirección: Enrique García Meza.

Nos faltan.  Dirección: Lucía Gajá y Emilio Ramos.


Categoría: Te saludamos, siempre

A Desalambrar con Daniel Viglietti. Dirección: Jorge Denti.



Categoría Mirarse en   el Espejo:

Spajel Cuxlejalil  (Comparando Vidas).
Documental en lengua Tzeltal, con subtítulos en español.  Los Tercios Compas.

Lak Tatucho’b yi’k’oty lak chuchu´tyi finca (Los abuelos y abuelas en las fincas).
Documental en lengua Chol, con subtítulos en español.  Los Tercios Compas.

Muku Shämbal  (Caminar en silencio).
Documental en lengua Chol, con subtítulos en español.  Los Tercios Compas.

Yoyal xkuxlej stuk jteklum xchi´uk xkuxlejik sviniktak chopol ajualil. (El pilar de la autonomía y la vida de los partidistas). Documental en lengua Tzotzil y Español.  Los Tercios Compas.

-*-

NOTA IMPORTANTE: Este Primer Festival de Cine “Puy Ta Cuxlejaltic” (“Caracol de Nuestra Vida”) está ideado FUNDAMENTALMENTE para los pueblos originarios zapatistas, para su mirada y la mirada de las personas, que trabajan en o en torno al cine ficción y el cine documental, que han sido invitadas.  Por lo mismo, los asientos en las salas de cine: “Cinema Infantil Emiliano Zapata 3D” (o sea 3 direcciones; o sea que tiene 3 pantallas ahí mismo, pero una mira para un lado y otras miran para otro lado), con 1800 asientos; y la “Sala de Cine Comandanta Ramona” -DCP con Sonido Dolby- (no, yo tampoco sé qué quiere decir, pero nos dijeron que se mira y se escucha bien la película; el aparato lo prestaron el equipo de producción, el equipo técnico y Alfonso Cuarón, tod@s del filme “Roma”, y sólo es para los días que dura el festival), con 2000 asientos; estos asientos son preferenciales para las mujeres, hombres, niños y ancianos zapatistas; y para las personas invitadas.  O sea que entran los compas primero, junto con invitados, y ya si hay lugar, pues entran los demás (lo que, sinceramente, parece difícil porque, al menos para los primeros días, se espera un público zapatista de, al menos, 4 mil encapuchad@s).

Pero no ponerse tristes.  También tenemos el “Pie Cinema Maya” (no se admiten autos), que es al aire libre y tiene un cupo de más de 10 mil aficionados al cine.  Claro, las exhibiciones ahí dependen de si llueve o no, y deben ser cuando ya oscurece. Por esto es que esa mega sala sólo se usará para  algunas exhibiciones de las 1800 horas en adelante.

También habrá, gracias al apoyo de artistas ciudadan@s, actividades musicales, teatro, danza, exposición fotográfica y cuenta cuentos, en pabellones instalados alrededor del “Pie Cinema Maya”.

Ya con esto, usted puede decidir si se da una vuelta o prefiere esperar las proyecciones que se realizarán en el CIDECI-UniTierra de San Cristóbal de las Casas, Chiapas, de acuerdo a su programa.

  El acceso al caracol de Oventik durante el festival, sólo será para invitad@s y asistentes registrados.  Al CIDECI será con
registro.

Para registrarse como asistente, por favor enviar sus datos al correo:

festivalcine@enlacezapatista.org.mx

Desde el “Piecinema Maya (no se admiten autos)” (la cancha de baloncesto pues)
Por la Comisión Sexta del EZLN.


El Sup Galeano en modo “atásquense que hay lodo” con un tambo de palomitas.
¿Eh?  Pues por si se acaban a la mera hora, mejor de una vez.
Además, estoy bravo porque no pusieron “La Nave de los Monstruos”, haiga cosa, ¡Ajúa!
México, Octubre del 2018.